VOLKSWAGEN KOMBI T2 1970

Como siempre, realizamos un estudio completo del vehículo para valorar el nivel de óxido, y el estado de los elementos mecánicos e interiores. Así decidimos realizar una restauración completa tanto de chapa y pintura como mecánica y tapicería.

Comenzamos desmontándola por completo. Nuestros carroceros procedieron a realizar la reparación de las partes oxidadas fabricando a mano las partes nuevas.

Los bajos del vehículo se lijaron para aplicar antigravilla y así proteger esta zona y evitar daños en el futuro, después de esto pintamos la zona y las partes mecánicas de color negro.

Arenamos la parte interior de la carrocería para limpiar profundamente toda esta zona, eliminando cualquier resto de pintura anterior así como las impurezas e imperfecciones, dejando el coche totalmente limpio para comenzar a trabajar desde cero y poder restaurarlo completamente.

Seguidamente lijamos, masillamos e imprimamos todo el interior y exterior para realizar las líneas nuevas de la carrocería. Una vez realizado este proceso imprimamos la carrocería exterior para proteger la nueva chapa de la oxidación  y protegerla de agentes corrosivos.

De nuevo seguimos con la zona interior, la lijamos y pintamos de color blanco, para terminar pintando la zona de bienvenida de color azul. 

Montamos y ajustamos todos los accesorios de esta Kombi T2 para que nuestro pintor siguiera con la pintura exterior. Decidimos pintar la parte superior de color blanco y la parte inferior azul. Nos decantamos por estos tonos para conseguir dar a este vehículo ese toque vintage y clásico de la época.

El departamento de electrónica y electricidad realizó toda la instalación eléctrica nueva desde cero. En el apartado mecánico se realizó una restauración completa, desmontando y reconstruyendo el motor y otros elementos. Incluimos recambios nuevos originales como fueron neumáticos, gomas de puertas y cristales y espejos.

En el apartado de interiores y tapicería, se reconstruyó de principio a fin todo el interior, techos, suelo, paredes, asientos delanteros y traseros incluyendo una pequeña cama en la zona trasera y un armario, fabricando a mano todas las maderas. Finalmente conseguimos dar ese toque vintage al interior.

Una vez restauradas todas las partes el equipo mecánico realizó las pruebas pertinentes para corroborar el buen funcionamiento y se procedió a la homologación y matriculación de este clásico como histórico.

Actualmente está disponible en JJDluxecars para alquiler para bodas y eventos, ya lo hemos podido ver rodando y en alguna que otra boda.